Bastion Digital Argentina

Leé mejor, mirá diferente

Ingresá con

El problema no es que haya paros

-A A +A
Mié, 01-03-2017

El problema no es que haya paros docentes. De hecho, en muchos países desarrollados y que ocupan lugares muy destacados en las pruebas PISA de calidad educativa, también hay paros docentes. Para erradicarlos completamente, la solución sería disolver a los sindicatos docentes importantes, como sucedió recientemente en Ecuador: una medida política que vulnera derechos humanos, laborales y de participación ciudadana y que sucede en sociedades en las que una democracia avanzada constituye un lejano ideal. El problema es que en la Argentina ya hace muchos años que los paros docentes se multiplican y no consiguen resolver los problemas que los generan. Aunque sindicalistas y funcionarios sean solidarios en el colapso educativo, el problema los supera ampliamente: nuestra sociedad falla en ofrecer un proyecto político-educativo de real renovación.  Lo más lamentable de estos días son las peroratas contra el conjunto de los educadores. Se los tilda de incapaces, mal formados o mediocres, como si fueran una excepción en una sociedad que solo admite la excelencia. Este escenario es muy regresivo para la educación porque deslegitima, otra vez, la autoridad de los docentes. Echarle toda la culpa del incumplimiento de los días de clase a los gremialistas es muy útil en la retórica narcótica de los funcionarios, pero, lamentablemente, es una idea muy discutible: los nuevos feriados y los feriados puente no son decididos por los sindicalistas como tampoco las "jornadas" docentes, la mala organización del calendario escolar o las fechas de exámenes. La pérdida de tiempo escolar por problemas edilicios, de mantenimiento o de cortes de suministro de agua no parece ser responsabilidad de los gremialistas.

  • nah
  • mmm
  • aprobada
  • aplausos
  • ovación

Más en Bastión

BASTION en el mundo