Bastion Digital Argentina

Leé mejor, mirá diferente

Ingresá con

El viajar es un placer

El viajar es un placer

Walter Duer
Escribo viajando y viajo escribiendo

Nací en Buenos Aires en 1974. Me dedico al periodismo desde 1992 y al periodismo de viajes desde 2004. Soy autor de Boca, el libro del Xentenario (Planeta, 2004), Marcados por el destino (Asunto Impreso, 2006), Manual del buen judío (Sudamericana, 2007), Judíos in love (Sudamericana, 2009) y Fulbo (Asunto Impreso, 2012), entre otros libros. 

El viajar es un placer

Walter Duer Escribo viajando y viajo escribiendo
En una escena de Shrek, una galletita de jengibre gigante amenaza a toda una población. De repente, en un plano cenital, se ve cómo apoya uno de sus pies sobre lo que inequívocamente es un café Starbucks. Quienes están en su interior huyen despavoridos, corren a toda velocidad, cruzan la calle… y entran en el Starbucks de enfrente.
Walter Duer Escribo viajando y viajo escribiendo
En 1992 vi en el cine Qiu Ju, una mujer china. La entendí hace un par de semanas. La cinta de Zhang Yimou cuenta la historia de una mujer embarazada que, ante la situación de que el alcalde del pueblo tiene una acción violenta con su esposo, inicia un recorrido por diferentes entidades burocráticas para lograr una disculpa. Un buen porcentaje de la cinta consiste en imágenes de Qiu Ju yendo y viniendo de una ciudad a otra, de una dependencia a otra.
Walter Duer Escribo viajando y viajo escribiendo
¿Qué tienen en común el lobo marino que cambia de color según el estado del clima, la remera que dice “Máncora es de p** madre”, la Torre Eiffel de plástico, el imán con el dibujo de un borracho tan retorcido que conforma con su propio cuerpo la palabra “Cancún” y la birome que en uno de sus extremos dice “Ámsterdam”?
Walter Duer Escribo viajando y viajo escribiendo
Si “estar en las nubes” es estar soñando, haber viajado en el Tren a las Nubes, que une Salta capital con el viaducto Las Polvorillas fue haber entrado en el plano onírico al cuadrado: desde los 8 ó 9 años, cuando vi en algún suplemento de Clarín la foto de ese tren tomando una curva prácticamente sobre el vacío, me obsesioné con poder subirme algún día.
Walter Duer Escribo viajando y viajo escribiendo
Me cuentan que históricamente pasó más o menos lo mismo en todas las islas de la laguna sur en Venecia: funcionaron como monasterios, en la época de Napoleón se transformaron en instalaciones militares y hacia el siglo XVI pasaron a cumplir funciones sanitarias: San Lazzaro fue un leprosario, San Lazzareto Vecchio se utilizó para aislar a los enfermos de peste, Poveglia fue un geriátrico y San Servolo, un manicomio.
Walter Duer Escribo viajando y viajo escribiendo
Las crónicas sobre las Islas Galápagos suelen girar siempre en torno a los mismos temas: las tortugas gigantes, la vegetación, el paso de Charles Darwin, los volcanes de lava. Sin embargo, las islas tienen otro atractivo peculiar que pasa mayormente desapercibido: sus taxistas. Son los personajes de las islas. Les gusta contar historias, recordar los nombres de sus viajantes y saludarlos con una bocina cuando vuelven a cruzarlos, y son excelentes recomendadores turísticos.
Walter Duer Escribo viajando y viajo escribiendo
Rafael Correa, el mandatario que tiene polarizada a su población entre los “pro él” y los “contra él”, costumbre nuestroamericana reciente muy extendida en la región, no inventó nada: desde el siglo XVIII, cuando un grupo de expertos en geodesia llegados de Francia y otros puntos de Europa determinaron que aquí se trazaba una línea imaginaria clave, Ecuador divide al mundo en dos.

Páginas

Más en Bastión

BASTION en el mundo