Bastion Digital Argentina

Leé mejor, mirá diferente

Ingresá con

Jorge Colina

Economista. Magister en Economía (Georgetown University) y Magister en Finanzas (University of Amsterdam).

Si se quiere tener una sociedad más inclusiva e igualitaria los salarios más bajos deberían ser eximidos de las cargas sociales y los salarios medios y altos deberían estar alcanzados por el impuesto a las ganancias. Lo que hay que hacer es actualizar la tabla de alícuotas, que fue definida en la época de la convertibilidad, para que aumenten con mucha más gradualidad.

La prohibición de despidos es una idea ya se practicó entre el 2002 y el 2007, con malos resultados. Las buenas políticas laborales no se preocupan por los despidos, sino que se ocupan por facilitar la creación de nuevos empleos. En esto el Congreso tiene una enorme deuda pendiente: debe modernizar las cargas sociales, una vetusta forma de financiar la protección social.

La elevada alícuota de las cargas sociales, que representa entre el 45% y el 50% del salario, hace que la mitad de los ocupados de la Argentina no trabaje en blanco. Por eso, más importante que disminuir el impuesto a las ganancias, que es progresivo, es reducir cargas sociales, que es un impuesto regresivo. Hace falta un mínimo no imponible a las cargas sociales. 

Mas en Bastion

BASTION en el mundo